Si quieres que tu hijo duerma bien cuéntale un cuento, no le dejes el móvil

15
ninos-con-movil
WIFI BALEARES – FIBWI

Por qué no debes dejarle el móvil a tu hijo antes de ir a dormir

¿Quieres que tu hijo duerma bien por las noches? Es fácil: no le dejes el móvil ni la tablet. ¿Por qué? Cada vez son más los estudios que demuestran que estos dispositivos perjudican el sueño de los niños, tal y como recuerda el Departamento de Salud de Estados Unidos.

En un nuevo trabajo, investigadores revisaron varios estudios y encontraron una asociación clara entre el uso de estos dispositivos en los niños a la hora de irse a la cama y un sueño insuficiente, un sueño de mala calidad y somnolencia diurna excesiva.

Una recomendación de los pediatras

“Las lecciones del estudio son claras y preocupantes”. Así de tajante se ha mostrado al respecto el doctor Henry Bernstein, del Centro Médico Pediátrico Cohen de New Hyde Park, en Nueva York, que ha alertado de que se debe “prestar más atención al impacto potencial que tiene el acceso a los medios móviles sobre el sueño de los niños”.

Los expertos llevan ya tiempo recomendando a la población en general (niños y mayores) que no usen las pantallas antes de dormir. Sin embargo, este estudio, elaborado en Reino Unido y publicado en la revista JAMA Pediatrics, tiene un punto llamativo: encontró que los niños ni siquiera tenían que utilizar los smartphones, tabletas ni otros dispositivos para experimentar problemas con el sueño: “simplemente tenerlos en su habitación era suficiente para mostrar un efecto”, aseguran.

Aunque el estudio no pudo demostrar una relación causal, los investigadores recomiendan medidas para limitar el acceso a los dispositivos electrónicos de noche: “Las intervenciones deben incluir un método multidisciplinario de parte de los maestros y de los profesionales de atención de la salud para empoderar a los padres con el fin de minimizar las influencias nocivas sobre la salud infantil”, concluyeron en el trabajo.

La necesidad de dormir bien

No hablamos de algo con poca importancia: de la calidad del sueño depende en gran medida cómo los niños actuarán durante el día, cuánto aprenderán, etcétera. ¿Y cómo es posible que solo con la presencia del móvil al lado el sueño se vea afectado? Muy fácil: las notificaciones. Los expertos recuerdan que el uso nocturno de los medios electrónicos puede “retrasar la hora de dormir, aumentar la exposición a las luces de las pantallas que podrían confundir al reloj biológico del cuerpo, e incluso despertar a los niños con mensajes de texto y otras notificaciones después de que estos se hayan dormido”.

Estos médicos vuelven a incidir sobre la importancia del sueño: “Sin un sueño suficiente de buena calidad, los niños estarán en un riesgo más alto de obesidad y diabetes tipo 2, entre otras afecciones de salud”, asegura Bernstein, que pone sobre la mesa otra consecuencia: “Los niños y adolescentes serán menos capaces de concentrarse, no les irá igual de bien en la escuela, se enfermarán con más frecuencia y tendrán un estado de ánimo más cambiante”.

Deja un comentario