Guardia Civil investigará el incidente en la cueva

57
WIFI BALEARES – FIBWI

La Guardia Civil ha anunciado que abrirá una investigación para esclarecer las circunstancias y determinar su hubiese posibles responsabilidades en torno el incidente que tuvo lugar el pasado sábado en la cueva de Sa Piqueta, en Cala Romántica (Manacor), donde quedó atrapado el espeleobuceador Francisco Gràcia, que fue rescatado con vida tras pasar de más de dos días en su interior.

El director general de Emergencias e Interior, Pere Perelló, junto con responsables de la Guardia Civil, han explicado en rueda de prensa los detalles del rescate que acabó en “éxito” gracias a la buena colaboración y coordinación que hubo entre todos los organismos que participaron en la búsqueda y posterior rescate.

Sobre la investigación, Perelló ha precisado que se trata de conocer exactamente lo que sucedió, y evitar en el futuro posibles errores, en el caso de que se hayan producido.

DISPOSITIVO DE RESCATE

El jefe del servicio de Emergencias y responsable del dispositivo, Joan Pol, ha indicado que el rescate fue “complicado” debido a que tuvieron que crear un protocolo específico de actuación “para una cueva que no se conoce mucho, y que la persona que más la conoce es la víctima”.

Con todo, ha remarcado que “siempre partieron de la base de que Xisco estaba vivo y bien equipado” y, a partir de esa premisa, “se elaboró una hipótesis de trabajo de varios días” para poder rescatarle, si bien, finalmente “los plazos se acortaron mucho”.

“Fue importante que su compañero, Guillem Mascaró, le ubicara bien” para poder acceder hasta el lugar exacto donde se encontraba el espeleólogo atrapado en la cueva, ha indicado Pol.

PROCEDIMIENTO DEL RESCATE

Por su parte, el miembro del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de Barcelona Enrique Ballesteros, que participó en el operativo, ha concretado que el principal inconveniente en este rescate era la “turbiedad del agua” que impedía “ver las etiquetas y la topografía por donde tenían que ir”.

A partir de ahí, ha apuntado que “se tomó la decisión de parar” la búsqueda, para que “sedimentara el agua y pudiera haber algo de visibilidad, aunque sea poca, para identificar las etiquetas y ver los hilos”.

“Evidentemente Xisco está vivo porque tomó una buena decisión y porque ha habido una coordinación muy importante de todos los que hemos estado en el rescate. Creo que se han tomado las decisiones adecuadas y que por eso está con nosotros”, ha recalcado Ballesteros.

En este sentido, ha afirmado que el incidente se produjo debido a la rotura del hilo guía que utilizan para orientarse en la cueva y que tras intentar repararlo, y al quedarse sin suficiente aire, Xisco decidió quedarse en la burbuja y que su compañero saliera al exterior para pedir ayuda.

“En España me parece que no hemos tenido ningún rescate como este. Es una cueva muy complicada”, ha aseverado el miembro del GEAS en relación a la actuación llevada a cabo en este operativo.

PRECAUCIÓN ANTE LOS DEPORTES DE RIESGO

Por su parte, el director de Emergencias ha apuntado que, probablemente, este incidente provocará un “efecto llamada” de personas que escogen las Islas para practicar deportes de riesgo, por lo que ha pedido “sentido común” y mucha precaución a la hora de embarcarse en actividades que entrañan cierto peligro, como pueden ser las excursiones a través del Torrent de Pareis, buceo, etc…

“Tenemos que estar preparados porque hay mucha gente que viene a Mallorca a practicar deporte de riesgo”, ha señalado Perelló al respecto, quien ha recomendado que previamente se llame al teléfono de emergencias por si ocurre algún accidente.

Deja un comentario