El segundo premio el 51.244 cae en Sant Llorenç des Cardassar, Campos y Cala Millor

93

El número 51.244 ha resultado agraciado con el segundo premio del Sorteo Extraordinario de Lotería de Navidad, ha sido vendido en Sant Llorenç des Cardassar, Campos y Cala Millor (Mallorca).

El número, dotado con 1.250.000 euros a la serie, fue cantado a las 9.56 horas en el octavo alambre de la segunda tabla.

El Sorteo Extraordinario de Navidad reparte este viernes 22 de diciembre 2.380 millones de euros en premios, y los agraciados con el ‘Gordo’ recibirán 400.000 euros al décimo, con 680 millones de euros a repartir con este premio principal.

SANT LLORENÇ

La administración de Lotería de Sant Llorenç des Cardassar (Mallorca) ha vendido íntegramente en ventanilla una serie completa del número.

Así lo ha explicado una de las trabajadoras de esta administración en declaraciones a Europa Press tras conocerse el premio. En el establecimiento trabajan dos personas.

De este modo, la Administración ha repartido 1.250.000 euros en Sant Llorenç des Cardassar. Las empleadas de esta administración de Loterías, a la que comienzan a llegar vecinos del municipio, todavía están “asimilándolo” y ya se preparan para celebrarlo.

CALA MILLOR

La Joyería Juana de Cala Millor ha vendido varios décimos del número 51.244, agraciado con el segundo premio de la Lotería.

Así lo ha explicado el responsable de la joyería, Mateo Pascual, en declaraciones a Europa Press. Se trata de una administración mixta joyería-relojería ubicada en una zona turística de Mallorca.

Si bien desde el establecimiento no han podido cuantificar cuántos décimos han vendido, sí han indicado que no han llegado a vender la serie entera. De momento, no se ha pasado ningún comprador del décimo por el lugar, donde celebrarán el premio con champán.

CAMPOS

‘Es Talleret’ de Campos ha vendido un único décimo del número 51244, agraciado con el segundo premio de la Lotería con 125.000 euros al décimo.

Así lo ha indicado la propietaria del establecimiento, Antonia Ballester, en declaraciones a Europa Press tras conocerse el premio.

Se trata de una administración mixta en una tienda de decoración del municipio dirigida por Ballester junto a su hija, Carmen Moreno. El décimo se vendió en una terminal, con terminación aleatoria, y la persona ganadora todavía no se ha presentado en el lugar.

Al haberse comprado mediante terminal, la propietaria de la tienda no ha sabido que habían vendido un décimo premiado hasta que han recibido la llamada de la delegación de Palma, según ha contado.

DEJA UNA RESPUESTA