Así, Murcia es la provincia en la que más viviendas de banco hay en el mercado en relación con el número total de viviendas disponibles, ya que el 13,7% de todas las que se venden en la región pertenecen a una entidad financiera.

Le siguen las provincias de Toledo (12,8%), Almería (12,1%), Castellón (12%), Lleida (11,4%) y La Rioja (11%).

Con tasas inferiores al 10% se sitúan las provincias de Lugo (8,7% del stock), Tarragona (8,1%), Valladolid (7,9%), Zaragoza (7,8%), Huelva (7,5%).

En la provincia de Barcelona la tasa de pisos de banco alcanza el 3,2% del stock de viviendas disponibles, mientras que en Madrid se queda en el 2,2%.

Las 3 provincias vascas son los territorios en los que la relación es menor, ya que sólo el 1% de todas viviendas en el mercado en Guipúzcoa y Vizcaya pertenecen a una entidad financiera, por un 1,1% en Álava.

DATOS NACIONALES

En el conjunto del país, aproximadamente el 53% de los pisos de los bancos están situados en municipios de menos de 20.000 habitantes, según el estudio de idealista.

Los datos revelan también que el 13% de todo el producto inmobiliario del que dispone la banca está situado en capitales de provincia.

El tipo de municipio que concentra más viviendas de banco es el que tiene entre 5.000 y 20.000 habitantes (el 31% del total), seguido por las localidades de entre 20.000 y 50.000 habitantes (19%).

El 17% está situado en pueblos de entre 1.000 y 5.000 habitantes, mientras que únicamente un 5% se localiza en los de menos de 1.000 personas.

Sólo el 3% del total de viviendas procedentes de entidades financieras a la venta están localizadas en grandes núcleos con una población superior a las 500.000 personas, mientras que el 13% se sitúan en ciudades de entre 100.000 y 500.000 habitantes y las que tienen entre 50.000 y 100.000 vecinos disponen un 11% del stock.

DISTRIBUCIÓN POR PRECIOS

Por su parte, el 63% de los pisos anunciados tienen un precio inferior a los 100.000 euros, mientras que los que cuestan entre esta cantidad y los 150.000 euros suponen el 22% de la base de datos.

Sólo el 2% de los inmuebles cuenta con un precio superior a los 300.000 euros y las de más de 600.000 euros no son significativas.

DEJA UNA RESPUESTA