Esta mañana, la alcaldesa de Maó, Conxa Juanola, la regidora de Urbanismo, Dolores Antonio, y el regidor de Microciutat, Manolo Lora, han llevado a cabo una visita de seguimiento de las obras de reforma de la calle de la Infanta, que avanzan a buen ritmo todo y la climatología adversa, y ya han llegado al segundo tramo de la vía.

Los trabajos implicarán la reforma integral de esta calle en toda su extensión, así como la renovación del servicio de abastiment y saneamiento, que estaba obsoleto. Además, tal como está previsto en el proyecto, se construirá un sistema de drenaje de aguas pluviales, que conducirá el agua hacia los depósitos de la Sínia des Cuc y la Sínia de la Plana.

En cuanto al diseño de superficie, el proyecto prevé el ensanchamiento de las aceras en algunos tramos, que pasarán a tener 1,5 metros de ancho a lo largo de toda la calle. Se mantendrá el doble nivel para aceras y calzada, y se emplearán los adoquines recuperados de las aceras actuales, que identifican la estética de la calle.

DEJA UNA RESPUESTA