El nuevo Plan de inspección de traslados transfronterizos de residuos de Baleares 2017-2019, que será desarrollado dentro del Programa anual 2018 de la Conselleria de Medio Ambiente, incluye la realización de inspecciones “más exhaustivas” para detectar “si se llevan a cabo traslados de residuos con la Unión Europea (UE) contrarios a la norma”.

Según han informado, el número y lugar de estas inspecciones, que se calculan sobre la base del número de gestores y de la cantidad de residuos, se detallarán en el Programa Anual de 2018, que se aprobará previsiblemente el próximo mes.

El incremento de inspecciones, que se realizarán en los muelles comerciales y en los gestores de residuos, es una de las exigencias de los reglamentos relativos a los traslados de residuos del Parlamento y el Consejo europeos, que pretenden unificar la normativa de toda la UE.

Esta homogeneización tiene como finalidad organizar y regular la vigilancia y el control de los traslados de residuos entre estados de la UE. De este modo, se pretende que desde el territorio de la Unión se contribuya a la preservación, protección y mejora de la calidad del medio ambiente y de la salud humana.

Por otro lado, se prevé que el Plan de inspección se revise, como mínimo, cada tres años, aunque se puede actualizar cuando proceda.

DEJA UNA RESPUESTA