El buen estado de las cuentas del Ajuntament de Santanyí ha supuesto que se pueda destinar parte del superávit del presupuesto del 2018 a inversión sostenible. Es decir, que se puede destinar a toda una serie de proyectos que queden englobados en categorías como: vías públicas, alumbrado, cloaca, parques y jardines, instalaciones deportivas o equipamiento de Protección Civil. De este modo, el equipo de gobierno municipal ha elaborado toda una serie de proyectos, 13 en total, que se ejecutarán en los próximos meses y que supondrán un gasto de 1.250.000 €.

Entre estos proyectos destaca el alumbrado del carril bici que va de Cala d’Or a Calonge, el nuevo mirador de Cala Figuera o la nueva rotonda de Cala Llombards. Según ha explicado el alcalde de Santanyí, Llorenç Galmés, “encontrarnos en disposición de poder hacer toda esta inversión viene dado por un gran esfuerzo de gestión del dinero público. Todos y cada uno de los miembros de esta corporación administra su presupuesto como una familia; vigilando el destino de hasta el último céntimo. Por eso podemos invertir ahora, pero seguiremos con la misma política de administrar correctamente el dinero público”.

Hay que recordar que a la última sesión plenaria de 2017 se aprobó el presupuesto de este año, que sube a 21,6 millones de euros. Son 700.000 euros más que el ejercicio 2016, y aún así el Ajuntament de Santanyí ha aprobado una bajada de un 5% del IBI para este año, y otro 5% para el 2019. En dos años, al municipio santanyiner, la tasa de la contribución habrá bajado un 10%. Galmés insiste: “fiscalmente se trata de una de las épocas más importantes de la historia reciente del al municipio. Poder baja impuestos es una de las mejores noticias que podemos dar a nuestros vecinos, pero además podemos decir que también serán unos meses de inversiones importantes en proyectos que la ciudadanía demandaba, como el alumbrado del carril bici de Cala d’Oro a Calonge o nuevas fases del cierre al tránsito rodado del centro de Santanyí”.

Además, el trabajo hecho desde el departamentos de Tesorería e Intervención del Ayuntamiento de Santanyí, ha permitido que el 2018 sea un ejercicio contable, desde hace más de 10 años, en que no hay ningún tipo de deuda con los bancos. La planificación de gasto en los últimos tiempos ha provocado que actualmente las cuentas estén saneadas y sin créditos pendientes de devolver.

DEJA UNA RESPUESTA