Trabajadores de la limpieza de Balears y la patronal del sector continúan con posturas “muy alejadas” para evitar la huelga indefinida programada a partir del próximo 1 de agosto pese haberse reunido este jueves en el Tribunal de Arbitraje y Mediación de Baleares (Tamib).

Así lo ha asegurado el secretario general de Comisiones Obreras en les Pitiüses, Felipe Zarco, quien ha explicado que la patronal sigue sin ceder pese haber rebajado las peticiones iniciales con, por ejemplo, la eliminación de pluses que incrementaban la masa salarial.

En este sentido, ha detallado que han pasado de pedir un aumento salarial del 7% cada año durante cuatro años a incrementar un 5,8% en 2018 y un 4% durante los tres años siguientes.

Igualmente, Zarco ha criticado que la patronal del sector mantenga una postura “chulesca” ya que, ha añadido, “aseguran que no van a firmar nada por encima de lo que ofrecen”.

Por otra parte, ha lamentado la postura “cerrada y alejada” que mantienen respecto a que los trabajadores de la limpieza hagan las camas en los hospitales. “No es su trabajo, corresponde a las auxiliares”, ha dicho.

Con el fin de seguir negociando “hasta el último momento”, el próximo 26 de julio tendrá lugar una segunda reunión ante el Tamib “en otro intento de acercar posturas”.

DEJA UNA RESPUESTA