La ONCE ha presentado este viernes en Palma su nuevo modelo de quiosco, “más accesible” para todos sus agentes vendedores, “más ecológico” por la tipología de productos utilizados para su construcción, y “más cercano” al público, ha indicado la organización en una rueda de prensa.

Al acto de inauguración han asistido el alcalde de Palma, Antoni Noguera; y el delegado territorial de la ONCE, Josep Vilaseca, así como la regidora de Bienestar y Derechos Sociales del Ajuntament de Palma, Mercè Borràs; y el vicepresidente del Consejo Territorial de la ONCE, Borja Rodríguez.

Vilaseca ha destacado que este nuevo modelo de quiosco, ubicado en la Plaza España de Palma, trabaja el acceso universal, “gracias a la rampa de acceso y a la posibilidad de hacer un giro de 360 grados para quienes van en silla de ruedas”, y ha añadido que también se habilita un espacio para un perro guía.

Además, ha señalado que esta nueva cabina es mucho más ecológica que las anteriores, sobre todo “por los materiales utilizados que se han utilizado y por el consumo energético”, y también más cercana al público, ya que ahora “la interacción con el cliente es más fácil, y el cliente puede ver mucho mejor los números”.

El delegado territorial también ha presentado los nuevos chalecos que permitirán identificar mejor a los cerca de 580 vendedores con discapacidad que forman parte de la ONCE en Balears.

Asimismo, ha explicado que, por ahora, se han renovado los quioscos de Plaza España y Plaza París, y espera que en dos años se hayan cambiado los 132 quioscos ubicados en Balears.

Por su parte, Noguera ha celebrado “este día de alegría” para la ONCE y para Palma, ya que la organización supone “responsabilidad social, genera segundas oportunidades y significa esperanza”, y ha agradecido su trabajo en la capital balear.

DEJA UNA RESPUESTA