Los acusados por el ‘caso Mar Blau’, que investigaba contrataciones públicas irregulares en el sector náutico en 2002, han llegado este miércoles a un acuerdo con el Ministerio Fiscal por el que no deberán ingresar en prisión y los tres condenados que han aceptado los cargos deberán pagar una sanción total de 8.490 euros.

De esta manera, la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Baleares ha cerrado este caso en el que había acusadas una docena de personas, entre ellas el exdirector de la Autoridad Portuaria de Baleares (APB), Ángel de Matías y el empresario Gerardo Díaz Ferrán.

Para Matías, a quien inicialmente la Fiscalía le pedía 18 años y ocho meses de cárcel, la pena le ha quedado reducida a pagar 4.050 euros. Ha sido condenado por prevaricación y por ser cooperador necesario para la alteración de subastas y concurso público.

Díaz Ferrán, que se enfrentaba a una pena de tres años y medio, ha sido condenado a pagar 2.640 euros. Ha sido condenado como responsable de un delito de alteración de subastas y concurso público.

Asimismo, un tercer condenado deberá pagar 1.800 euros como cooperador necesario por este mismo delito. El resto de los acusados, incluido Francesc Triay, han sido absueltos.

DEJA UNA RESPUESTA