REAS Balears sigue luchando contra la “pobreza estructural”

La Red de Economía Alternativa y Solidaria (REAS) de Baleares ha señalado este martes que “el reto” de las entidades del tercer sector en las Islas es “cómo combatir” las bolsas de pobreza estructural que “se mantienen en el tiempo” pese a la “cierta mejora” de la situación económica.

Así ha informado en rueda de prensa el secretario técnico de REAS Baleares, Jordi López, quien ha indicado que en 2018 la plataforma ha aumentado el número de entidades asociadas pasando de nueve a 13 y generando una actividad económica de 27,3 millones de euros. En este sentido, REAS también ha incrementado el número de personal contratado y cuenta actualmente con 766 trabajadores (36 más que el año pasado), así como con 2.100 personas voluntarias.

Preguntado por la redistribución de la riqueza en Balears, López ha señalado que el incremento de actividad económica y del número de personas contratadas en Balears durante 2018, es “un dato positivo” aunque ha hecho hincapié en que las entidades que trabajan con personas en situación de vulnerabilidad alertan de la cifra de personas atendidas y de las “bolsas de pobreza estructural” que se mantienen en el tiempo pese a experimentar una “cierta mejora” económica.

EMPRESAS DE INSERCIÓN

Por otro lado, López ha resaltado el trabajo de las empresas de inserción de Baleares ya que, según ha explicado, se basan en “dar oportunidades a personas en riesgo de exclusión social”. Así, ha subrayado la incorporación a REAS en 2018 de las empresas de reinserción ‘Deixalles Inserció i Triatge’ y ‘Triam de tot’.

Asimismo, ha señalado que la Red ha modificado sus estatutos para “reivindicar las empresas de inserción” y “potenciar sus intereses”, además de apuntar que entre 2018 y 2019 se han creado cuatro nuevas empresas de inserción en Balears.

“A través de la promoción de actividades se contribuye de forma constructiva a que la economía tenga más en cuenta a las personas e integre aspectos relacionados con la mejora de la cohesión social y que permita avanzar hacia un modelo sostenible”, ha manifestado López.

COMPRA PÚBLICA RESPONSABLE

En este sentido, López ha reiterado en la “necesidad” de promocionar la compra pública responsable a través de cláusulas sociales incorporadas en los contratos de las Administraciones Públicas. Así, ha insistido en la “importancia” de la contratación pública responsable para favorecer que las entidades sociales “se financien a través de la comercialización de sus productos y servicios.

Además, ha aplaudido la aprobación por parte del Parlament de la nueva Ley de Contratos Públicos de Balears, así como la Ley del Tercer Sector de Acción Social, o la Ley de Voluntariado.

“Son leyes que permiten que la contratación pública sea una herramienta de lucha contra la exclusión social de las personas y que surgen de la interlocución de las instituciones con las entidades sociales”, ha expresado López, quien ha insistido en que el acceso al mercado de la economía social “es más importante que las subvenciones”.

Por otro lado, desde REAS han puesto en valor el impulso del mercado social de Baleares así como la organización de la IV Feria del Mercado Social de Mallorca, que tal y como ha recordado López contó con la participación de “más de 30 entidades”.

Asimismo, han resaltado la participación de REAS junto a la asociación Mercado Social en el concurso de ideas para el antiguo cuartel de Son Busquets, en el que propusieron crear un “espacio de economías transformadoras” en Palma para disponer en la ciudad de un “buque insignia” de la economía social de Balears.

Finalmente, López ha destacado el “trabajo en red” de REAS junto a otras entidades a nivel estatal y ha incidido en la importancia del Tercer Sector Social de Balears, integrada por nueve entidades cuya finalidad es “dignificar” el papel del tercer sector en las Islas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here