El Govern apuesta por conectar Palma con Nueva York, Doha o Toronto en temporada baja

Marc Pons

El nuevo plan de conectividad de Mallorca para 2020 hasta el 2022, que se estructura en temporadas y mercados, tiene el objetivo de reducir la estacionalidad -en los meses de septiembre a mayo-, consolidar los turistas existentes y, asimismo, diversificar la oferta de rutas actuales, contemplando, entre otras, la posibilidad de conectar Palma con Nueva York y Toronto.

Así lo ha presentado conseller de Movilidad y Vivienda, Marc Pons, en rueda de prensa tras presidir el Comité de Rutas del Aeropuerto de Palma, en la que ha destacado que el plan bienal identifica 31 destinaciones repartidas en 16 países y tres continentes, además de 56 compañías susceptibles de poder operar en las nuevas rutas.

Según ha explicado Pons, el Plan de Conectividad es un “manual de destino” que fija las “líneas estratégicas” a seguir para impulsar iniciativas dirigidas al desarrollo del tráfico aéreo de los próximos años con Mallorca y ha recordado que es el primero que se elabora en la Comunidad con la participación agentes públicos y privados.

En este sentido, ha puesto en valor que el Comité de Rutas esté compuesto por Aena, el Consell de Mallorca, el Govern, la Cámara de Comercio, Ajuntament de Palma, la Delegación de Gobierno y, por parte del sector turístico, interviene CAEB y Federación Hotelera de Mallorca (FEHM).

El Plan ha sido elaborado por la Agencia de Estrategia Turística de las Islas (AETIB) y, tal y como ha extendido su director adjunto, Vicenç Torres, los objetivos son definir estrategias para potencias las rutas regulares hacia mercados emisores de turistas que todavía no cuentan con conexiones e impulsar nuevas rutas hacia destinos domésticos, como el incremento de frecuencias durante la temporada baja hacia destinos ya ofrecidos.

Asimismo, también se busca facilitar el incremento de la conectividad aérea, especialmente durante las temporadas media y baja, y mejorar la conectividad aérea de rutas de larga distancia en el medio-largo plazo, más allá del alcance temporal de este plan.

En cuanto a la estacionalidad, se pretende mejorar la conectividad directa y recuperar “los enlaces perdidos los meses anteriores y posteriores a la temporada alta” y se aplicará con requisitos en todos los mercados, exceptuando Países nórdicos (Billund, Bergen y Malmö), Suiza (Zúrich) y Bélgica (Bruselas), “en los cuales conviene incidir en una estrategia por todo el año”.

POTENCIAR LA CONECTIVIDAD EN TEMPORADA BAJA

Se contempla potenciar la conectividad, especialmente en temporada baja y media, en 23 aeropuertos de 16 países europeos; en Niza, Francia; Venecia, Nápoles y Florencia, en Italia; Lisboa, en Portugal; Rostock y Erfurt, en Alemania; Atenas en Grecia; Bucarest en Rumanía; San Petersburgo en Rusia; Tallin, en Estonia; Budapest en Hungría; Kiev, en Ucrania; Graz, en Austria; Serbia, en Belgrado; Aalborgam en Dinamarca; Trondheim, Stavanger, Tromso, Kristiansand y Bergen, en Noruega; Oulu, en Finlandia.

Asimismo, también se proponen conexiones directas con Tel Aviv y Marrakech y otras de largo radio, como Nueva York, Toronto y dos capitales asiáticas como Estambul y Doha. Asimismo, se prevé impulsar el mercado nacional con la conectividad doméstica con Vigo y Pamplona “donde se ve mercado suficiente”.

Preguntados por el posible vuelo entre Palma y Nueva York, Torres ha explicado que, por el momento, “no hay identificadas las necesidades”, ya que “se carece de cifras suficientes para saber la cantidad de turistas que llegan a la zona”, si bien ha reconocido “los hay”.

Por todo ello, se mantendrán contactos con unas 56 compañías aéreas en reuniones específicas o encuentros en las diferentes ferias turísticas y foros internacionales, como por ejemplo, en World Routes, European Routes y Conferencia de Slots, entre otros.

El despliegue de esta estrategia se hará mediante la colaboración público-privada, con actuaciones del Consell de Mallorca, Aena, la Aetib, la Fundación Mallorca Turismo y la Fundación Turismo Palma 365.

“LAS COMPAÑÍAS QUIEREN OCUPAR EL TROZO DE PASTEL DE THOMAS COOK”

Preguntados por el vacío que ha dejado la quiebra del touroperador británico Thomas Cook en Baleares, Pons ha explicado que “se están llevando a cabo reuniones diversas para rellenar el hueco de la compañía”, añadiendo que “el mercado se reorganiza”.

“Hay gente interesada, las compañías ahora quieren ocupar el trozo de pastel que ha dejado Thomas Cook. La atracción de Mallorca es suficientemente potente como para que pueda haber este tipo de pugna”, ha concluido Pons.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here