El Mercado del Olivar lucha por salir adelante en estos días de confinamiento

El Mercado del Olivar lucha por salir adelante en estos días de confinamiento. La compra de productos de primera necesidad y  es una de las excepciones que permite salir a la calle y el mercado tradicional mantiene sus puertas abiertas.

Los comerciantes han tomado medidas para garantizar la seguridad de sus clientes, adaptando también su actividad para aguantar el golpe económico que supone la presencia del coronavirus.

Así, Miquel Bota de la Fruiteria Bota ha explicado que “hemos tomado todas las prevenciones de seguridad que toca haber” y ha añadido que “la gente hace la compra de manera rápida y si hace falta les ayudamos a llevarla hasta el aparcamiento e incluso si hace falta nos llaman para hacer el pedido y se lo llevamos hasta casa”.

El abastecimiento del producto fresco está garantizado y la rotación es continua. La actividad del comercio mantiene vivos el campo, el mar y el sector del transporte en nuestra comunidad. La lucha contra el coronavirus también tiene acento local.

Joan Torres de Pescados Carmen ha asegurado que “las barcas siguen saliendo a pescar, siguen viniendo camiones diarios, aprovisionamiento de pescado no hay”. Mientras que Cristian Bustos de Liagiba Los Sabores del Mundo, ha explicado que “género hay y no habrá problemas de abastecimiento, que sepan que pueden venir a comprar al mercado con todas las medidas de seguridad posibles”.

La actividad económica del mercado es fundamental para proteger el mayor número de trabajadores posible, condenados a los ERTEs y la incertidumbre del futuro en muchos otros sectores.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here