Un proyecto piloto estudiará los beneficios de las reservas marinas en el Mediterráneo

Detalle de mero (Epinephelus costae)
FOTO: Manu San Félix

El objetivo del proyecto es evaluar la contribución de la Reserva Marina de interés pesquero del Llevant (este de Mallorca) a la economía local y regional, a través de las actividades pesqueras tradicionales y las actividades de ocio relacionadas con el medio
marino y costero, entre otros.

Se pretende medir la extensión, el estado y el valor de los bienes y servicios de la reserva marina e identificar a sus beneficiarios. Otro de los propósitos del proyecto es ofrecer datos sobre los beneficios que se obtienen (y podrían obtenerse) a partir de la inversión en la recuperación de hábitats marinos degradados y la conservación de la biodiversidad marina balear. En última instancia, el proyecto quiere visibilizar la importancia de conservar los ecosistemas marinos de la reserva para que los beneficios que generan puedan sostenerse en el futuro.

Balears cuenta con una red de reservas marinas y áreas protegidas cuyo valor y beneficios a menudo han pasado desapercibidos. Se ha elegido la Reserva Marina de interés  pesquero de Llevant de Mallorca debido a la calidad de la información científica disponible; la historia asociada a su declaración y la relevancia de la implicación de los sectores económicos involucrados en su declaración y gestión; también por el hecho de que la reserva se gestione de manera conjunta y modélica por las autoridades pesqueras estatal y autonómica.

La Fundación Marilles, como coordinadora de las acciones en Balears del proyecto Interreg, destinará 60.000 € para realizar el estudio. La empresa Ecoacsa elaborará el sistema de contabilidad del capital natural y una guía para la aplicación de este sistema a otras AMP —con el apoyo de la consultora británica Eftec. El Centro Balear de Biología Aplicada (CBBA) llevará a cabo el trabajo de campo, que consistirá en la recolección de información y percepción de los actores locales.

Aniol Esteban, director de la Fundación Marilles, afirma: “El medio marino nos aporta múltiples beneficios: desde el pescado que comemos, al disfrute de bañarse y bucear en el mar. Cuanto más conservamos el medio, más beneficios obtenemos. Las áreas marinas protegidas son una excelente herramienta para garantizar múltiples beneficios, pero a menudo no somos conscientes de todo lo que aportan a nuestra economía y sociedad. Este proyecto nos permitirá visualizar mejor la relación que existe entre un medio marino sano y la salud económica y el bienestar humano. Invertir en conservación del medio marino sale a cuenta”.

Toni Font, coordinador del proyecto: “Resulta muy motivador avanzar en un campo que sin duda aportará argumentos económicos para justificar el mantenimiento y ampliación de los recursos que necesitan las AMP. Dispondremos de información útil para la comunidad de gestores de AMP de las Baleares. Como mínimo, aseguramos que la experiencia llegue a 124 organizaciones que forman parte de MedPAN y que gestionan un total de 110 AMP en 21 países”.

David Álvarez, director ejecutivo de Ecoacsa: “La evidencia científica deja patente que creer que la naturaleza continuará aportándonos los bienes y servicios necesarios para nuestra prosperidad y bienestar ya no es sostenible. Sin embargo, esta realidad no es percibida a la escala y con el interés debido por un amplio espectro de la sociedad. A través de este proyecto y de la aplicación del enfoque del capital natural, abordamos el apasionante reto de poner en valor los numerosos beneficios que la conservación de las AMP genera a la sociedad y la economía balear. De la buena salud de nuestros ecosistemas marinos depende la de nuestros hogares y empresas”.

Benjamí Reviriego, consultor ambiental del CBBA: “Afortunadamente, la concienciación respecto a la preservación del medio marino, plasmada en multitud de iniciativas entre las que se encuentran la declaración de AMP, es un concepto que ya ha calado en la sociedad. Sin embargo, quedan todavía muchos ciudadanos que no ven rentable dedicar recursos a conservar activos que no aportan beneficios directos y tangibles. Por eso veo tan interesante esta iniciativa, porque al margen de servir para la toma de decisiones y la gestión de los responsables de las AMP, puede ayudar a convencer a esos escépticos”.

¿Qué es el capital natural?

El ‘capital natural’ tiene en cuenta la relación entre los bienes naturales, los servicios que proveen y los beneficios que de ellos obtiene la sociedad. El medio marino aporta numerosos bienes y servicios a la sociedad balear, como alimentos, regulación climática y múltiples oportunidades de recreo. Es fundamental mejorar el conocimiento sobre los valores que el mar y las costas aportan a la economía para mejorar su gestión e invertir los recursos necesarios para protegerlo.

Proyecto europeo sobre áreas marinas protegidas

A pesar del aumento de la cobertura de las AMP en el Mediterráneo, el objetivo de mantener la biodiversidad marina está lejos de cumplirse. Las AMP afrontan muchos retos y tienen múltiples carencias en la dotación de instrumentos legales y recursos financieros, que condicionan la disponibilidad de recursos técnicos y humanos. Las Baleares no son una excepción.

El objetivo del proyecto europeo Interreg Med MPA Networks es contribuir a la gestión efectiva de las AMP del Mediterráneo, proponiendo soluciones en cuatro campos: gestión eficaz, gestión de la pesca a pequeña escala, conservación de especies móviles y financiación sostenible.

Interreg Med MPA está coordinado por MedPAN y reúne a diez socios mediterráneos, principalmente organismos de gestión de AMP de siete países: Albania, Croacia, Francia, Grecia, Italia, Eslovenia y España. La Fundación Marilles participa como socio y tiene la misión de coordinar la implementación de un sistema de contabilidad de capital natural marino en la AMP del Llevant.

Marilles exportará la experiencia de proyectos sobre AMP en las Baleares y otras regiones de España, al tiempo que importará ejemplos de otras partes del Mediterráneo que puedan resultar de interés. Los resultados que se deriven del proyecto piloto en el Llevant, se conectarán con los obtenidos en España por el proyecto LIFE IP Intemares de la Fundación Biodiversidad, que persigue lograr una red de espacios marinos de la Red Natura 2000 gestionada de manera eficaz. Las recomendaciones que surjan de este trabajo colaborativo se dirigirán a apoyar mejoras en las políticas a los niveles internacional, europeo y nacional.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here