La Guardia Civil condena la agresión de una menor a una hija de un agente en Palma

Varias asociaciones de guardias civiles han mostrado su malestar por la agresión que sufrió la hija de un agente de la Comandancia del Instituto Armado en Palma. La menor fue supuestamente identificada como hija de un guardia civil, motivo que relacionan con la agresión.

Los hechos denunciados por la familia de la víctima, según confirman fuentes policiales, están siendo en la actualidad objeto de investigación y se centran en las repetidas agresiones que sufrió la menor por parte de otra niña de 17 años con expresiones como “eres hija de guardia civil y te jodes”.

En concreto, se investiga la denuncia por una sucesión de episodios violentos que se remontan al 28 de julio, cuando la niña de 13 años salía de la Comandancia de la Guardia Civil en Balears.

Allí habría sido vista por una menor de 17 años, que la insultó con una actitud violenta que se repitió en los días siguientes en diferentes parques y zonas de ocio, en ocasiones junto a un grupo de 16 jóvenes que llegaron a jalear las agresiones (con puñetazos y bofetadas) mientras grababan con sus teléfonos móviles.

APROGC, asociación profesional con representación en el Consejo de la Guardia Civil, ha sido una de las organizaciones más activas en redes sociales a la hora de denunciar esta agresión a una niña de 13 años. “Nuestros menores no se tocan; pegar, acosar, insultar a hijos menores de guardias civiles no tiene ni nombre”, ha señalado en su cuenta de Twitter.

“En cualquier país del mundo dan una paliza a la hija menor de un policía por el simple hecho de serlo y ‘arde Troya’. Aquí tenemos que esconder a nuestros hijos para que no les peguen más”, se ha quejado APROGC, que pide la intervención tanto del Ministerio del Interior como de otros departamentos como el de Igualdad, que dirige Irene Montero. La asociación ha recordado que en el pasado también ha denunciado ante organismo como Unicef hechos parecidos en otras regiones como Catalunya.

Este martes han expresado su queja las organizaciones nacidas desde la plataforma por la equiparación salarial Jusapol tanto en la Guardia Civil (JUCIL) como en la Policía (JUPOL).

Las asociaciones profesionales policiales han trasladado su apoyo al padre de la menor y han reclamado “buscar soluciones para este tipo de comportamientos cada vez más extendidos en determinados colectivos de menores”.

En este sentido, Jucil y Jupol han hecho un llamamiento a las instituciones “para que tomen cartas en este tipo de asuntos y eviten que se puedan producir nuevas agresiones en la zona” ante “la presencia de bandas de jóvenes menores de edad”.

“Jucil y Jupol consideran inaceptable este tipo de situaciones de violencia y que una menor pueda ser agredida por el hecho de ser hija de un agente de la Guardia Civil. Y apoyamos a nuestro compañero y a su familia en estos momentos delicados, aplaudiendo la decisión de denunciar estos hechos para protegerse y evitar en lo posible nuevas agresiones”, han manifestado.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here