Stop Deshaucios Mallorca denuncia violencia inmobiliaria, institucional y policial

Stop Desahucios ha exigido este sábado, a través de la celebración de una manifestación en el barrio de Son Gotleu, en la ciudad de Palma, la paralización de desahucios “mientras dure la pandemia de la COVID-19 y más allá”; así como que se den soluciones a lo que han calificado de “violencia inmobiliaria, institucional y policial”.

Según ha informado un coportavoz de la Plataforma Stop Deshaucios Mallorca, Joan Segura, este sábado en declaraciones a Europa Press, “cerca de un centenar de personas se han manifestado este sábado en el barrio de Son Gotleu con el objetivo de que se paralicen los desahucios mientras dure la pandemia de la COVID-19 y más allá de ella”. Además de, ha continuado, para exigir soluciones a “violencia inmobiliaria, policial e institucional”.

Stop Desahucios Mallorca ha justificado la manifestación de este sábado debido a que el pasado 17 de noviembre “un agente judicial le profirió a un policía el comentario “no servís para nada” demostrando el interés desmesurado de la comisión por ejecutar el lanzamiento, a pesar de que el procurador del banco y del fondo buitre tenía órdenes directas de suspender el lanzamiento si había menores en el domicilio y el desprecio provocador a la Policía Nacional buscando incitar actuaciones más violentas”.

En esta línea, Segura ha lamentado que “algunos agentes judiciales y policías están intentando ejecutar lanzamientos con más interés y más saña que la banca y los fondos buitres, que sí temen por su reputación”.

Frente a estas situaciones, el barrio de Son Gotleu ha decidido movilizarse y “marcar el camino de la lucha por la vivienda al resto de barrios y pueblos de Mallorca”. “Hace falta vivienda y alquiler social” para las familias que se enfrentan a la posibilidad de ser desahuciadas, ha incidido Segura.

Por todo ello, ha enfatizado el coportavoz de la Plataforma Stop Desahucios Mallorca, “pedimos al Ayuntamiento de Palma, al Govern y al Gobierno central que actúen”.

“No puede ser que el Govern de la Generalitat –con Junts per Catalunya– sea el único que se enfrente al Constitucional y haga más políticas de vivienda que un Govern balear de Izquierdas”, ha dicho Segura, quien ha añadido que “las propuestas de Unidas Podemos son insuficientes, porque en caso de lograr suspender los desahucios sería de forma muy temporal”.

Con todo, la movilización de este sábado ha sido solo la primera de una serie de otras acciones de protestas previstas para la próxima semana.

Por ejemplo, este próximo lunes 23 de noviembre Stop Deshaucios protestará frente a varios desahucios o intento de ellos, en el que uno implicaría a una familia de propietarios del barrio de Son Gotleu que presuntamente compran viviendas a bancos para desahuciar a familias trabajadoras, incluso con menores y discapacitados.

De igual modo, el próximo sábado 28 han convocado una protesta que partirá desde la plaza del Parque de la Esperanza de Son Gotleu, al lado del centro de salud y marchará hasta la plaza de Cort, pasando y parando en Pedro Garau, plaza de las Columnas, Sa Gerreria y hasta la plaza de Cort.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here