Fin a la mayoría de las restricciones y apertura, tras dos años cerrado, del ocio nocturno

El Consell de Govern ha acordado este lunes reabrir el ocio nocturno en Baleares el próximo 8 de octubre, con un aforo máximo del 75 por ciento, con los clientes sentados en mesa para beber y la obligatoriedad de llevar mascarilla en la pista de baile. El horario máximo de cierre será a las 05.00 horas.

No obstante, el Ejecutivo autonómico condiciona estas medidas de reapertura a la decisión del Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB), al que ha pedido autorización para solicitar el certificado COVID para entrar en las discotecas y salas de ocio nocturno.

Si el TSJIB no diera su autorización para el uso del pasaporte COVID, el día 4 de octubre se estudiarían de nuevo las condiciones de reapertura del sector. “Se considera todavía una actividad de riesgo”, ha recordado el portavoz del Govern, Iago Negueruela, sobre el ocio nocturno.

La reapertura de este sector es una de las decisiones acordadas este lunes por la Mesa de Diálogo Social, que ha aprobado el nuevo marco de medidas frente a la COVID-19. Negueruela ha asegurado que, con esta flexibilización de medidas, la comunidad “vuelve prácticamente a la normalidad” tras un año y medio de pandemia.

En cuanto a los pubs, se mantienen las medidas actuales y se amplía el horario de cierre a las 04.00 horas sin perjuicio de que las ordenanzas municipales sean más restrictivas.

Por otro lado, se podrán realizar conciertos en los exteriores de los espacios habilitados a tal efecto hasta un máximo de 1.000 personas de pie.

BARES Y RESTAURANTES

En cuanto al sector de la restauración, los locales están obligados a tener medidores de CO2 y se debe usar mascarilla en interiores mientras no se bebe o come y cuando no se puede mantener la distancia de seguridad de un metro y medio entre personas.

Por otro lado, se deja de establecer un número máximo de personas por mesa y el aforo en los interiores pasa del 50 por ciento al 75 por ciento. El horario máximo de cierre estará regido por la licencia que disponga el local y por las ordenanzas municipales.

Asimismo, en las bodas, bautizos, comuniones y velatorios se eliminan las restricciones hasta ahora vigentes y también todas restricciones específicas en playas y parques.

DEPORTE Y GIMNASIOS

Respecto a la actividad deportiva, en los entrenamientos, la presencia de público será de un máximo de 500 personas en instalaciones cubiertas y 1.000 en instalaciones descubiertas.

En el caso de las competiciones deportivas de ámbito autonómico, estatal o internacional, las condiciones de aforo quedan sujetas a lo que acuerde el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

En los gimnasios, la práctica de actividades estáticas en sala, entre las cuales se incluyen las actividades dirigidas y de las salas de musculación, se aumenta al 100 por cien de la capacidad máxima. En todo caso, es obligatorio el uso de mascarilla, tanto para el personal monitor como para quien lleve a cabo la actividad deportiva.

Asimismo, en los vestuarios deportivos, la ocupación pasa del 50 por ciento al 100 por cien, con el uso continuado de mascarilla excepto en las duchas.

ACONTECIMIENTOS CULTURALES

En los grandes acontecimientos culturales se permitirá que los participantes estén de pie, siempre y cuando no sean más de 1.000 personas. No se podrá beber ni consumir alimentos. Se podrá completar el aforo hasta las 2.500 personas si el resto (1.500) permanecen sentadas.

Por su parte, los acontecimientos en espacios interiores se tendrán que hacer con todos los espectadores sentados y el límite de aforo se mantiene en 500 personas.

Para superar los aforos se tiene que solicitar permiso a la Dirección General de Cultura, que podrá autorizar hasta un máximo de 1.000 personas en interior y 5.000 en exterior (con 1.000 personas de pie y otras 4.000 sentadas).

SINDICATOS Y PATRONALES CELEBRAN LA VUELTA “A LA NORMALIDAD”

Tras el anuncio de las medidas, sindicatos y patronales han celebrado esta flexibilización de las restricciones y han valorado el trabajo realizado durante un año y medio de pandemia por parte de la Mesa de Diálogo Social.

Desde UGT han considerado esta flexibilización de las medidas “razonable y coherente”, mientras que CCOO ha señalado que así se da “prácticamente por concluida la desescalada”.

Ambos sindicatos también se han referido a la Mesa de Diálogo Social a nivel nacional y han destacado la importancia en las Islas de la prestación extraordinaria para fijos discontinuos y los ERTE. Tanto CCOO como UGT han expresado que están pendientes “de la letra pequeña” del acuerdo.

Por su parte, las patronales Pimem y CAEB han celebrado también estas nuevas medidas y han insistido en la necesidad de permitir durante más tiempo a los bares y restaurantes ocupar los aparcamientos con las terrazas. Concretamente, Pimem ha apelado directamente al Ayuntamiento de Palma.

La rueda de prensa para informar de esta actualización de las medidas en Baleares se ha realizado también en Ibiza y Menorca desde donde han informado la consellera de Salud y Consumo, Patricia Gómez, y el conseller de Fondos Europeos, Universidad y Cultura, Miquel Company, respectivamente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here