Llucmajor prorroga las medidas para incentivar la recuperación de bares y restaurantes

El equipo de gobierno municipal ha incluido varias medidas en las cuentas del 2022 para ayudar a los empresarios del municipio.

El próximo día 31 de diciembre se acaba el plazo -que se activó a principios de año- de exención de la tasa que regula la ocupación de la vía pública o de terrenos de uso público con mesas, sillas y otros elementos de carácter desmontable que se puso en marcha a principios de año.

Vista la actual situación económica y el estado de los negocios de restauración locales, el Ayuntamiento ha decidido prorrogar la medida durante el primer trimestre de 2022. “Estos bares y restaurantes han sido muchos golpeados por la pandemia y por eso queremos estar a su lado con medidas que sean efectivas para ellos”, ha explicado el alcalde, Eric Jareño.

Hay que mencionar que, durante el año 2021, el Ayuntamiento ha dejado de ingresar unos 60.000 euros por la exención de la tasa.

De igual manera, se aplicó una bonificación del veinte por ciento a negocios de venta de fruta, verduras, hortalizas, flores y plantas naturales, comestibles y similares, así como para los mercadillos y mercados de segunda mano.

Precisamente, en el caso de los mercados semanales, no se han interrumpido durante la pandemia.

“El equipo de gobierno pretende, durante el próximo año, seguir incentivando el tejido económico local. Por ello en los presupuestos que se presentarán próximamente se prevén diferentes medidas”, ha explicado Jareño.

Por parte del área económica municipal se han considerado todas las variables que pueden influir en el día a día de un negocio. De este modo, se realizará una rebaja de 100 € en la tasa directa de basuras para todos aquellos negocios obligados a cerrar durante el 2021 por la pandemia. La novedad es que no habrá que apuntarse, tan solo demostrar el cese de actividad.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here